La terminal

Perdimos aquel avión en Escocia
– y 600 euros más –
me mirabas con los ojos  ahogados en lágrimas
y el corazón en un puño.
Yo también estaba asustado
como un niño en la soledad del colegio,
pero quería sacarte una sonrisa
así que fingimos ser unos desconocidos
yo, Tom Hanks
tú, Catherine Zeta-Jones.

Reímos hasta espantar los miedos
y, como dos soldados
recién llegados al frente,
nos reagrupamos,
llamamos a mi padre
para pedirle pasta
y sopitas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s